Una de las áreas de la casa en la que la pulcritud es indispensable, sin lugar a dudas es el cuarto de baño. Esta área debe lucir inmaculada, y así será muy agradable, aparte de que los visitantes van a considerar que los dueños de la casa son personas para quienes la higiene es de gran importancia.

Pero, un problema que puede ser muy común y difícil de corregir, es la apariencia que adquieren las puertas de las duchas, pierden su belleza y resta elegancia a medida que se hacen más opacas por los residuos de cal y jabón que se adhieren.

Pero n te preocupes, este problema tiene solución, solo necesitas tomar nota y comenzar a aplicar estas sugerencias, y así vas a renovar la elegancia en tu cuarto de baño.

Aclara la puerta de la ducha con regularidad

Lo primero que debes considerar, luego que el cerrajero de Granollers ha instalado esta puerta de vidrio, es que para mantenerla bella y elegante, necesitas definir y aplicar una rutina de limpieza.

Una de las rutinas más simples y sencillas que puedes llevar a cabo es aclarar la puerta y paredes de vidrio, con agua caliente luego de cada ducha, esto va a remover cualquier residuo de jabón que se haya alojado.

Y si tienes la posibilidad de secar la puerta luego de eso, evitarás esas molestas marcas de gotas de agua, que se acumulan hasta que hay una gran mancha en estas superficies.

La ventilación en el cuarto de baño es esencial

Por la naturaleza del cuarto de baño, es un área de la casa en la cual la humedad siempre está presente. Es necesario encontrar una manera de mantenerla controlada.

Una opción es, como se mencionó anteriormente, secar la superficie de la puerta y paredes de vidrio, pero si esto no es viable, porque tienes mucha prisa, entonces puedes abrir una ventana para que el aire pueda circular y secar la humedad.

Aparte de ayudarte a evitar manchas, también ayuda a impedir la formación de moho, que puede afectar tu salud y la de toda tu familia.

Limpieza profunda para evitar acumulaciones de cal

Aparte de las marcas de agua, la aparición de moho y acumulación de jabón, en aquellas localidades en las cuales la dureza del agua es elevada, puede aparecer en la puerta de vidrio que tu cerrajero instaló, la acumulación de cal, pueden ser muy duras y difíciles de remover.

Pero hay mezclas muy efectivas, elaboradas con materiales muy fáciles de encontrar. Una es mezclar una taza de vinagre con 2 cucharadas de bicarbonato de sodio. La otra es mezclar en partes iguales vinagre con agua caliente.

Puedes aplicar cualquiera de estas mezclas, con ayuda de un paño, pero si quieres comodidad, entonces utiliza un envase en spray. Deja actuar por 20 minutos y luego frota con un paño, te sorprenderá ver como se desprende tan fácilmente las acumulaciones de cal.

También lo puedes aplicar en todas las partes en las que aparece moho, como perfilería de silicona. Las deja impecables con ayuda de un cepillo de dientes suave.